Cortés FM 105.7 | Cristal FM 88.9

Con más variedad musical

HOY QUEMAN AL DIABLO

Entre las costumbres y tradiciones de GUATEMALA, cada 7 de diciembre, a las 18 horas, se realiza la tradicional Quema del Diablo, pero ¿qué hay detrás de ella?.

El diablo se quema porque el fuego es un elemento purificador, puesto que la Virgen, destinada a concebir a Jesús, tiene que estar libre de la contaminación del mal, indica Miguel Álvarez, cronista de la Ciudad.

El diablo judeo cristiano es la antítesis de Dios y representa la oscuridad y la maldad. De acuerdo con el cristianismo, proviene de una rebelión de Luzbel y de sus seguidores que quisieron parecerse al Creador, pero fueron expulsados del cielo, explica el cronista.

El término demonio viene del griego daimon, que era un espíritu o protector, no maléfico, hasta que este término pasó al cristianismo con el significado actual.

Los hebreos lo llamaban Satán, el enemigo, que se tradujo al griego como diabolos —adversario o perturbador— de donde procede el diabolus latino y el diablo en castellano. También se le conoce como Behemón, Mammon y Moloch.

Se describe como un tipo inferior de persona sobrehumana, considerada enemiga de la humanidad y que se describe en numerosas religiones, dice la tesis de licenciatura de Miguel Álvarez.

Los antiguos habitantes del país no tenían idea del diablo, aunque sí creían en los malos espíritus. Gustavo Correa, en su libro El espíritu del mal en Guatemala, afirma que el concepto del espíritu del mal, importado de España en el siglo XVI, desempeñó un papel importante.

“Los evangelizadores con su Dios católico omnipotente y abstracto traían también un enorme diablo, devastador y poderoso”, expone.

Sin embargo, el concepto cobró otro significado. El diablo en las loas —montajes escénicos populares que se presentan el 8 de diciembre—, aunque sea el mal representado, tiene alto grado de comicidad.

“Es un personaje gracioso y el más querido por el pueblo hasta el extremo de que una loa con diablo es éxito seguro”, afirmó en varias ocasiones el fallecido historiador Celso Lara.

Monitoreos que se han hecho el día de la quema del diablo han revelado que esta práctica aumenta el número de sustancias que afectan el ambiente y la salud, afirma el Ministerio de Ambiente y Recursos Naturales.
Por ello, se recomienda evitar quemar objetos como llantas, envases plásticos o de productos tóxicos o baterías.

Quema del diablo

“Esta es una tradición que no debe desaparecer, sino controlarse, ya que dura solo unos minutos, una vez al año.

Convendría prevenir la contaminación perenne de la ciudad, contra la cual no existen campañas”, dice Álvarez.

En Guatemala

Ah-puch: Su nombre significa “el descarnado”. Es el dios de la muerte, de la destrucción y rey de Xibalbá, el inframundo, descrito como un esqueleto o cadáver.

También se le conocía como Kisin o Kimi.  Loas con el demonio, montajes teatrales que presentan para el Día de la Concepción. Baile de los Diablos, el más popular y vistoso ocurre en Ciudad Vieja, Sacatepéquez.

Cultura popular

La maldad encarna en personajes malévolos como La Llorona, el Sombrerón o El Cadejo.

Antecedentes de las hogueras

Durante la Edad Media, la acción purificadora del fuego se aplicaba durante la Inquisición. Las hogueras se encendían con el propósito de quemar a las brujas y herejes, por considerarlos culpables de maleficios.

En las Fallas de Valencia, España, se celebran fiestas en honor de su patrón, San José, el 19 de marzo.

En la última noche de los cuatro días de festejos se hacen estallar juegos pirotécnicos sobre carcasas de madera y cartón piedra, llamadas fallas.
Para los mayas, el fuego es un importante elemento en sus ritos como sucede con otras culturas.

Algunos indígenas lo emplean en rituales de purificación. Este se menciona en algunos parejas del Popol Vuh.

¿En quién se inspira? La figura del diablo está inspirada, según se cree, en el dios griego Pan —Fauno, para los romanos—, de los pastores y rebaños, de la fertilidad y sexualidad masculina desenfrenada, que se describía en un himno homérico como un dios de cabello áspero, bicorne y patas de cabra.