Cortés FM 105.7 | Cristal FM 88.9

Con más variedad musical

SATÉLITE HONDUREÑO

Las ciencias hondureñas avanzan más que nunca gracias a hombres y mujeres hondureñas que ponen todo su empeño en hacer avanzar al país.

El ingeniero Fernando Zorto es un gran ejemplo de ello, con sus aportes en ciencias espaciales llevará el nombre de Honduras a las estrellas.

Se graduó de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH), como Ingeniero Mecánico Industrial. Durante sus años formativos fue instructor de la carrera y apoyaba a los demás estudiantes con sus proyectos.

Años más tarde se volvería catedrático y posteriormente coordinador de la carrera. El ingeniero Zorto ha sido reconocido dentro de la facultad de ingeniería como una persona novedosa y dinámica.

Ciencia para la sociedad. El ingeniero Zorto actualmente dirige el proyecto satelital Morazán, el cual busca llevar el primer satélite artificial diseñado y fabricado por científicos hondureños al espacio. Sin embargo, su trayectoria como ingeniero y científico se remonta a muchos años atrás.

“Mi madre es profesora y siempre nos ha inculcado que la ciencia es algo muy importante para poder salir adelante en país en vías de desarrollo. La ciencia es una de las herramientas más importantes que la humanidad tiene”, comentó. A lo largo de su carrera ha participado en proyectos que buscaban mejorar el funcionamiento de la sociedad. Sistemas que alertaban ante la crecida de ríos, medidores de energía eléctrica inteligentes, y una mesa que simulaba el movimiento de las placas tectónicas entre otras 30 diversas iniciativas. A lo largo de su carrera ha participado en proyectos que buscaban mejorar el funcionamiento de la sociedad.

Sistemas que alertaban ante la crecida de ríos, medidores de energía eléctrica inteligentes, y una mesa que simulaba el movimiento de las placas tectónicas entre otras 30 diversas iniciativas. De momento, el ingeniero realiza su doctorado con un proyecto que impactaría la vida de miles de hondureños.Se trata de un generador de agua atmosférica, que llevaría agua potable a las comunidades que no poseen este recurso tan preciado. También colabora con Infinity Education, una iniciativa para llevar información vital para la educación en las zonas rurales del país.Fernando Zorto, un gran ejemplo.

El decano de la facultad de Ingeniería Eduardo Gross lo designó especialmente para liderar el proyecto Morazán, que busca llevar el primer satélite hondureño al espacio. Este sería un hito para las ciencias hondureñas y busca inspirar a una nueva generación de jóvenes interesados en el campo. “Hay un futuro muy prometedor. Con esto podremos ser parte de la construcción de más misiones nacionales como internacionales para mejorar la vida de las sociedades involucradas.

Realmente es un gran paso para la ciencia en general en términos de colaboración en todas las áreas”, aseguró. A los futuros científicos del país les deja este mensaje: “La ciencia es lo único que nos puede hacer libres. Por eso los jóvenes hondureños deben apostar por las ciencias, sean sociales o naturales, para generar situaciones importantes que puedan cambiar el pensamiento de todos los hondureños”.